Opiniones de clientes

Durante tres años he tenido un dolor punzante en la cabeza 2 cm a la izquierda de la corona. Me revisaron todo, pero no encontraron nada, los medicamentos ayudan muy poco. Coloqué Polarix en este lugar por 2 o 3 minutos y el dolor desapareció por completo.

L. K.

Ya la primera publicación de Polarix en la revista Misteriji me entusiasmó y sabía que tenía que tenerlo. Ahora lo utilizamos todos los miembros de la familia. Lo colocamos en puntos dolorosos o en los chakras. Incluso duermo con él. Dado que funciona y es asequible, lo recomiendo de corazón.

Tanja (51 años), empleada de oficina

Mi experiencia es positiva. El agua obtiene un sabor nuevo, mejor. Si lo coloco en el punto de dolor, el dolor desaparece. Lo utilizamos todos los miembros de la familia. A mi hijo se le pasó la migraña en 5 minutos y en vez de vomitar vino a cenar. La tos se calma en 5 minutos, el resfrío no se desarrolla más. Valoración: excelente.

Manca (50 años), jefa de empresa

Compré Polarix porque hasta ahora confié a la revista Misteriji y sabía que debe ayudar. Así también se ha demostrado. Lo usamos ambos con mi pareja. Notamos un cambio en nosotros mismos y en el interior de la casa. A mí me ha ayudado en los trastornos del sueño y problemas vaginales. A mi pareja se le curaron las hemorroides y el estómago. Más tarde también se lo presté a mi suegra y suegro; estaban muy contentos porque se les había quitado el dolor en la cabeza y los riñones. ¡En poco tiempo compraré otro más!

Metka Š. (29 años), estudiante de lenguas eslavas

Tengo al disco Polarix sólo unas pocas semanas. Durante este tiempo me di cuenta de que mejoró significativamente el sueño, porque lo tengo debajo de la almohada por la noche. No me despierto tan a menudo como antes, el sueño es más profundo. Además disminuyó la necesidad de ir al baño en la noche; antes tuve que ir cinco veces, ahora tres. Lo uso también en otros lugares todos los días, pero por ahora no veo otras mejoras. Probablemente se necesita más tiempo para mejorar aún más los problemas a largo plazo, como el de próstata, aunque tengo la impresión de que la reducción de la micción por la noche puede significar la influencia de Polarix en la próstata.

Zvone (77 años), jubilado

»Compartiré con gran placer los efectos notables y realmente buenos de Polarix en mi salud. La semana pasada me estuve recuperando de una virosis. Cuando lo empecé a "utilizar", me di cuenta de que se me abrieron los senos nasales, también "empecé" a toser en el sentido de la expectoración, se me mejoró el sueño, tenía más energía. Sería bueno si tendría otro todo el tiempo en mi puesto de trabajo, porque trabajo diario con personas que están en aprieto«.

Polona, 52 años, trabajadora social